lunes, 9 de septiembre de 2013

SPAGHETTIS FRUTTI DI MARE


Es la primera vez que preparo unos spaghettis frutti di mare, pero algo me dice que no va a ser la última. La verdad es que hacía muchos años que no los probaba, y cuando vamos un restaurante nunca me da por pedirlos, pero creo que hacerlos en casa para la comida con amigos que teníamos ayer fue todo un acierto. La receta es algo laboriosa, que no complicada, porque cada ingrediente se cocina por separado y se van reservando hasta que se monta todo al final, y se mezclan todos los sabores para conseguir un resultado mmm.....delicious!!!  


INGREDIENTES
1/2 paquete de spaguettis
200 gr de mejillones
200 gr de chirlas o almejas
1 cola de rape
4 calamares pequeños limpios
3 tomates
1 guindilla
1 vaso de vino blanco
Sal y pimienta
Aceite de oliva
Orégano


PREPARACIÓN

Colocamos nuestras chirlas y mejillones en remojo en abundante agua con sal durante 30 minutos para que suelten la arena que tengan acumulada. Limpiamos bien los mejillones con un cepillo y desechando las algas que se quedan incrustadas en el mejillón. Escurrimos y reservamos.

En una cazuela de barro colocamos medio vaso de vino blanco, medio vaso de agua y una hoja de laurel. Calentameos y hervimos nuestras chirlas y mejillones durante 5 minutos con la olla tapada, hasta que se abran. Transcurrido ese tiempo reservamos los moluscos y colamos el caldo de la cocción, por si ha quedado algo de arena o algún resto de concha en el jugo. Lo reservaremos porque nos dará mucho sabor al plato en pasos posteriores. Podemos quitar una de las cáscaras de los mejillones y servirlos solo con la cáscara que contiene el mejillón. 

En una sarten con aceite de oliva caliente freímos, los dos ajos laminados, la guindilla y una ojita de laurel. Sacamos de la sartén a un cuenco y reservamos hasta el final de la preparación.


En la sartén donde hemos frito los ajos, sofreímos las gambas hasta que se doren con un pellizco de sal. Podemos pelar las gambas si lo preferimos. Apartamos y reservamos. 

En la misma sartén vamos a freir nuestra cola de rape, que habremos limpiado de la espina y quitado la telilla que la recubre y troceado en trocitos pequeños. También freiremos los calamares troceados. Apartamos y reservamos.

Pelamos y troceamos 3 tomates. En la sartén donde hemos frito el rape y los calamares, aprovechamos el jugo que han soltado y incorporamos los tomates. Añadimos el medio vasito de vino blanco que nos había sobrado, sal y pimienta. Incorporamos la mitad del caldo de la cocción de los moluscos que teníamos reservado, (la otra mitad la pondremos en el agua de cocer los spaghettis). Estofamos durante 10 minutos a fuego lento, para que no se evaporen los jugos. 


Una vez la salsa con el tomate esté lista, la traspasamos a una fuente de barro o cualquier otra que mantenga bien el calor, a la que le añadiremos, las chirlas y los mejillones que teníamos reservados, el rape y los calamares y las gambas. Lo reservamos sin remover para que no se cueza más el pescado que ya tenemos al punto. 


Hervimos los spaghettis siguiendo las instrucciones del paquete, unos 8 minutos. Al agua de la cocción le habremos incorporado la mitad del jugo de cocer los mejillones que teníamos apartado, sal y un chorrito de aceite de oliva. Le dará sabor y salinidad a los spaghettis.

Escurrimos la pasta y la incoporamos a la salsa que teníamos en la fuente de barro. Lo mezclamos bien para que absorba todos los jugos y esparcimos por encima los ajos fritos que teníamos apartados. Espolvoreamos con orégano y servimos, acompañados de un buen vino blanco bien fresquito. 



1 comentario :

  1. Super buena pinta... y parecen tan ricos.... ummm

    ResponderEliminar